BUSCAR

Inicio -> Edificio

2. El edificio

Història Castell de Bellver - Imatge02
El Edificio

La ciudad de Palma está situada al fondo de la bahía más amplia de la isla de Mallorca, en la parte meridional. La ciudad se ubica en un enclave protegido del viento de tramontana en invierno y disfruta de las brisas refrescantes de la mar en verano. La situación de la ciudad era equidistante del llano y de la montaña, cerca de zonas forestales, cultivos de secano y de regadío. Se proveía de agua gracias a la existencia de las fuentes de la Vila y de na Bastera. Disfrutaba de un puerto natural, Portopí, y de una zona de descarga en la desembocadura de la Riera. En definitiva, la ciudad de Palma estaba situada en un lugar resguardado del clima, fácilmente defendible i muy bien comunicado para las actividades comerciales y agrícolas.

Situación estratégica

Mucho antes, sin embargo, la ciudad presentaba un punto débil en cuanto a su defensa. Al norte está la sierra de Tramontana; al sur, la mar, y al este, el llano, todos elementos de defensa naturales. En cambio, por poniente aparece un cúmulo de montañitas que crean una multitud de pequeñas vaguadas que comunican la bahía de Palma con las calas de sa Porrassa, Santa Ponsa y Peguera. Todo ello convertía esta parte de poniente en un acceso de difícil defensa i de fácil penetración por los posibles invasores.

Precisamente en el año 1229 las tropas de Jaume I, después de desembarcar en la cala de Santa Ponsa, accedieron a la ciudad por el flanco de poniente, desde donde, después de una serie de enfrentamientos con los musulmanes, llegaron a las murallas de Madina Mayurqa. Una vez conquistada la isla de Mallorca por los cristianos, se decidió defender este canal de penetración que existía en poniente construyendo un castillo en un lugar estratégico. Así, la construcción del castillo de Bellver respondía a una necesidad militar y de defensa, aunque la bella panorámica que se contempla obliga a sospechar que su construcción también responde a motivos residenciales, a los que alude su topónimo, Bellver, es decir, "bella vista".

Se construyó como fortaleza para defender Palma y ser residencia real de los Reyes de Mallorca. Se inició en el año 1300 y la estructura y estancias principales estaban ya terminadas en el año 1311. .

La planta

La planta del castillo es una circunferencia perfecta, flanqueada por tres torres semicirculares adosadas y colocadas regularmente señalando los puntos cardinales. La torre sur es de mayores dimensiones que las torres del este y del oeste. Una cuarta torre, la mayor o torre del homenaje, se encuentra al norte, separada del cuerpo principal del castillo y estaba unida a éste por un puente de madera levadizo.En el centro del castillo, en forma circular, se encuentra el patio de armas desde el que se articulan todas los demás espacios. El conjunto se encuentra rodeado por un foso defensivo exterior. Todo ello representa la construcción que se realizó en las primeras décadas del siglo XIV. Dos siglos más tarde, hacia 1551, cuando la técnica hace cambiar notablemente el arte de la guerra, y aparece la artillería pesada, se construyen unas terrazas a modo de baluartes más allá del valle del castillo, respetando su traza, para poder instalar cañones.

La planta baixa exterior

La masa de la construcción descansa sobre un sólido talud. El lienzo del muro es de piedra arenisca proveniente del subsuelo que rodea el castillo. Aún hoy se pueden apreciar las marcas que hacían los obreros sobre cada medida de piedra que cortaban, para saber así cuántas habían hecho. El muro es liso y sólo está interrumpido por las torres, las atalayas y las aberturas. Estas últimas, vistas en el muro, sólo delatan la configuración interior de los espacios. Efectivamente, en la parte inferior hay un lienzo de muralla prácticamente lisa que sólo se interrumpe por unas pequeñas aberturas rectangulares denominadas aspilleras o saeteras.

Acceso

El acceso al castillo se hace por el portal mayor, se accede al espacio que distribuye el paso al patio de armas central, a la primera planta y a las dependencias del personal del castillo.

Aquí una lápida nos recuerda la figura de Alexandre Jaume: "A la memoria de Alexandre Jaume i Rosselló, diputado en las Cortes Constituyentes de 1931 quién consiguió para la ciudad de Palma este Castillo y parque de Bellver".

El patio de armas

Desde la entrada, pasamos a continuación al patio de armas central circular, porticado por arcos de medio punto, con una cisterna en su centro. Bajo éste, un gran aljibe recoge las aguas de lluvia. La cubierta del pórtico de la planta baja es de madera. En el primer piso la logia de arcos góticos y la cubierta de crucería completan la imagen del patio interior. En su origen, las estancias de la planta baja acogieron a los soldados, el servicio y los almacenes del castillo.

La logia de la planta principal

La planta principal está porticada, pero aquí los arcos de medio punto se convierten en arcos apuntados, soportados por cuarenta y dos columnas que terminan en arcos apuntados. La disposición de éstas, provoca una ilusión visual de arcos entrecruzados. Los capiteles están adornados con motivos de hojas estilizadas.

Las estancias de la primera planta.

Once ventanas y catorce puertas rompen rítmicamente la fachada de la logia en la primera planta. La cubierta del interior de las habitaciones es de piedra, concretamente cubierta con arcos de crucería, antiguamente ricamente ornamentados. Según accedemos al primer piso, caminando hacia nuestra derecha encontraremos la cocina, la colección Despuig de escultura clásica, la oficina de información, la sala del trono, la sala dedicada a Jovellanos, la capilla de San Marcos y la escalera de acceso a la terraza superior del castillo.

La terraza

Accediendo desde la escalera anteriormente descrita alcanzamos la terraza circular del castillo y el acceso a la torre del homenaje. Aquí son muy fácilmente visibles los grafitis en los muros y accesos a la terraza.

La torre Mayor o del Homenaje

Se accede a ella previa cita para grupos por el puente que parte de la terraza, en su interior, las cubiertas de los 4 pisos que la forman son cúpulas de piedra, excepto en el tercer piso que es de madera. La comunicación entre los diferentes pisos es por una estrecha escalera de caracol.

Nuevamente aquí la riqueza de los grafitis es tal que se ha musealizado la sala 1 para descubrir algunos de ellos datados alrededor del año 1700.

Fecha última modificación:26 de Enero de 2018

 
© Castell de Bellver de Camilo José Cela s/n. 07014 Palma (Illes Balears) Teléfono: 971 73 50 65 | Fax: 971 45 43 73
Correo electrónico: castelldebellver@palma.es